null Bilbao por tierra, mar y aire


Los principales puntos de interés se encuentran a poca distancia entre ellos, por lo que pasear por las calles, los parques y las avenidas es la mejor manera de empaparse de todos los rincones del ‘Botxo’, como llamamos cariñosamente a nuestra ciudad. Pero también existen otras formas para desplazarse, acercarse y moverse por todos los lugares de la ciudad y conocerla desde un punto de vista diferente.

Por ejemplo, podemos coger el centenario Funicular de Artxanda, y realizar el ascenso de 226,22 metros hasta el monte Artxanda mientras vemos a través de las ventanillas como la ciudad va quedando a nuestros pies. Desde el mirador instalado en las alturas de Artxanda se puede apreciar por qué Bilbao es conocido como el ‘Botxo’, ya que aparece encajada entre los verdes montes del interior, en un estrecho valle que sigue la Ría hasta el mar Cantábrico.

El servicio de bus turístico oficial de Bilbao, Bilbao City View, también ofrece una perspectiva única de Bilbao. Con un solo billete podrás subir cuantas veces quieras a lo largo de un día en el autobús de doble piso que recorre las calles de la ciudad, con paradas estratégicamente ubicadas cerca de los principales lugares a visitar, como el Mercado de La Ribera, el Teatro Arriaga o el Ayuntamiento, pegados al peatonal Casco Viejo, verdadero corazón histórico y comercial de Bilbao.

Ya en el cosmopolita y animado Ensanche la ruta circular de Bilbao City View se detiene en las céntricas Plaza Circular y Plaza Moyúa, así como junto al sorprendente Azkuna Zentroa, para dirigirse después hacia San Mamés, el flamante moderno estadio del Athletic Club y el Itsasmuseum para descubrir la relación de Bilbao con la Ría a lo largo de la historia. Las siguientes paradas están junto al espectacular Museo Guggenheim Bilbao en Abandoibarra y, cruzando la Ría, frente a la estación Funicular de Artxanda.

Surcar la Ría, la gran arteria sobre la que se ha desarrollado Bilbao desde su fundación en 1300, es también una experiencia inolvidable. Bilboats ofrece un servicio con salidas regulares para navegar por la Ría y descubrir el Bilbao más genuino, con sus anécdotas, historias y vivencias mientras se disfruta de una panorámica única de los barrios y edificios que surgen en ambas márgenes del Nervión en un paseo acuático de una hora de duración. La ruta ‘Navegando al mar’, de dos horas de navegación, además de por Bilbao, se acerca a los pueblos que acompañan a la Ría hasta el mar, como Erandio y Leioa, en la margen derecha, o las antaño industriales Barakaldo y Sestao en la izquierda, hasta Getxo y Portugalete, unidas ambas por el orgulloso Puente Bizkaia, el coloso de hierro Patrimonio de la Humanidad.

Pero si lo que necesitas es vivir una aventura en las aguas del Nervión, hay que ponerse el chaleco y realizar una travesía en piragua o paddle surf. Bilboabentura ofrece rutas por la Ría que pasan por el centro de Bilbao, por el barrio de La Peña o hasta el Puente Bizkaia, e incluso una travesía nocturna para disfrutar de un paseo con los edificios más emblemáticos del Botxo iluminados.

También en el asfalto se pueden realizar visitas activas por Bilbao. Para llegar a cualquier punto de la ciudad de manera rápida, segura y sostenible, se pueden realizar rutas guiadas en bicicleta para disfrutar de la ciudad. Tourné Bilbao, Bilbao Xperience, Deskonecta o Motor Verde ofrecen diversos circuitos por distintas zonas de Bilbao y sus alrededores para disfrutar de un paseo por la ciudad de una manera saludable y divertida. Y para rodar por libre y a nuestro aire, también ofrecen la posibilidad de alquilar diferentes tipos de bicicletas y hasta una party bike para siete personas.

Y para vivir una experiencia irrepetible y ver Bilbao como nunca antes, no hay nada como subirse a un helicóptero y pasear entre las nubes sobrevolando la capital y llegando hasta la costa de Bizkaia con TransOcioTaxi, o convertirse en piloto por un día a los mandos de una avioneta.

Moverse en transporte público

Bilbao cuenta con un excelente transporte público para acercarnos en minutos hasta cualquier punto de la ciudad y las localidades cercanas. El moderno Metro Bilbao lleva recorriendo las entrañas de la ciudad desde que se inauguró en 1995, y además de ser un cómodo y eficaz sistema de transporte para desplazarse por Bilbao y su área metropolitana, se ha convertido junto con el Museo Guggenheim Bilbao en uno de los principales símbolos de los cambios que ha experimentado la ciudad en las últimas décadas.

Las marquesinas de acero y vidrio, llamadas ‘fosteritos’ en honor a Norman Foster, el arquitecto que diseñó el innovador tren metropolitano, y el logotipo diseñado por Otl Aicher forman ya parte de la imagen de Bilbao. En el interior prevalece la sencillez, la funcionalidad y la estética, con el acero, el vidrio y el hormigón como protagonistas, creando estaciones amplias y luminosas. En 1998 el proyecto de Metro Bilbao obtuvo el Premio Brunel de Arquitectura ferroviaria en su globalidad y por la espectacular estación de Sarriko en particular.

Bilbao también ha apostado por el tranvía como medio de transporte urbano eficaz y sostenible. Tranvía Bilbao une la estación de Atxuri, en el histórico barrio del mismo nombre, con La Casilla en un recorrido que pasa junto a algunos de los lugares más destacados de la ciudad: el Casco Viejo, el Ensanche, Abandoibarra…

También es sencillo desplazarse por los barrios en autobús gracias a Bilbobus, la red de autobuses urbanos de la ciudad, y acercarse hasta las localidades del Territorio Histórico en Bizkaibus. Otros puntos clave para el transporte público en Bilbao son la nueva estación intermodal de Garellano, junto al estadio de San Mamés, y la estación de Abando Indalecio Prieto, presidida por su imponente vidriera de 20 metros de ancho por 15 metro de alto que recoge lo más típico de la sociedad de Bizkaia. En ambas se conectan los trenes de Renfe, Metro Bilbao, Tranvía Bilbao y las líneas de autobuses de Bilbobus y Bizkaibus, así como otras líneas de autobuses y taxis.

Contigua a la estación de Abando está la preciosa Estación de la Concordia, popularmente conocida como estación de Santander, que conecta Bilbao con, por ejemplo, Balmaseda y Karrantza. Inaugurada en 1902, la fachada modernista sobre la Ría diseñada por Valentín Gorbeña y Severino Achucarro da directamente sobre el Casco Viejo.

Bilbao Bizkaia Card

Una buena idea para moverse cómodamente por Bilbao y el resto del Territorio es hacerse con la Bilbao Bizkaia Card. Una vez activada, la Bilbao Bizkaia Card te permite viajar sin coste durante 24, 48 o 72 horas, en función de la tarjeta que compres, para llegar a muchos de los destinos turísticos en Metro Bilbao, Tranvía Bilbao, los recorridos por Bizkaia de Euskotren, los autobuses de Bilbobus y Bizkaibus, y los funiculares de Artxanda y de Larreineta.

Además, la Bilbao Bizkaia Card ofrece múltiples ventajas para disfrutar al máximo tu estancia en Bilbao y Bizkaia, como visitas guiadas gratis por el Casco Viejo, el Ensanche y Abandoibarra, el entorno del Puente Bizkaia, las Galerías de Punta Begoña en Getxo o el Centro de interpretación de la pesca Agurtza en Santurtzi; fastpass en dos de los grandes museos de Bilbao, el Museo Guugenheim Bilbao y el Museo de Bellas Artes; y muchas actividades, ventajas, descuentos y promociones que podrás encontrar en la web de Bilbao Bizkaia Card para hacer de tu viaje una experiencia única.